Cambiar a contenido. | Saltar a navegación

Herramientas Personales

Klingspor
Tecnología alemana de abrasivos
Klingspor Service Ventas Cursos de formación

125 años Klingspor

Desde la fábrica de cola hasta el fabricante internacional de abrasivos que es hoy. Lo que empezó en 1893 en la localidad de Siegen, en Westfalia (Alemania), como pequeña fábrica de cola, se fue desarrollando, en los años posteriores, para convertirse en una referencia inamovible en la industria mundial de los abrasivos. Este año, Klingspor AG ha podido celebrar su 125 aniversario, junto con sus empleados en el mundo entero.

Haiger, 1/12/2018. En el año 1893, Johann Friedrich Klingspor fundó en Siegen una fábrica de cola, que se inició pocos años después en la fabricación de abrasivos. En las siguientes décadas patentó numerosos productos innovadores, tales como el primer papel abrasivo resistente al agua para automóviles o la gama de discos de corte Kronenflex® para altas revoluciones, que sigue gozando de una gran popularidad hasta nuestros días. La empresa fue creciendo y se dio a conocer rápidamente más allá de las fronteras alemanas como fabricante de abrasivos de alta calidad. En la actualidad, Klingspor está representado en el mundo entero con un total de 36 establecimientos de producción y de distribución.

 

Valores empresariales fuertes para una base sólida

Para el Director, Dr. Ing. Steffen Neu, no es casualidad el hecho de que Klingspor haya logrado todos estos años mantenerse como empresa exitosa en el sector de los abrasivos: «Gracias a la constancia, la planificación y la actuación a largo plazo, Klingspor no solo ha logrado resistir durante 125 años; además, se ha ido desarrollando continuamente. Para seguir siendo un proveedor solicitado de abrasivos de alta calidad y ofrecer puestos de trabajo estables, se necesitan principios empresariales sólidos y personas comprometidas a ellos.» En Klingspor, estos principios empresariales están enfocados, entre otros, hacia el rendimiento de los productos, el asesoramiento y la atención cualificados a los clientes, el cumplimiento de los estándares más estrictos a nivel de la seguridad laboral para los usuarios de los productos, así como unos empleados motivados y comprometidos. Y precisamente estos últimos se encontraban en el centro de las numerosas celebraciones con ocasión del aniversario de la empresa.

125 años Klingspor

Celebrar juntos los logros comunes

En el año del aniversario de Klingspor en 2018, la empresa aprovechó dos veces la oportunidad de celebrar el éxito conjunto. Con ocasión de una gran "Jornada en Familia" en julio de 2018, los empleados de la sede central en Haiger y sus familiares estaban invitados a pasar un día lleno de eventos emocionantes y muchas posibilidades de diversión. Unas 1600 personas participaron en el evento. En octubre, el comité organizador fue aún más lejos: en el marco de una velada de gala en el recinto Siegerlandhalle, unos 800 empleados y empleadas de las delegaciones de Klingspor del mundo entero asistieron a un show de los superlativos. Empezó por un número de acrobacia del dúo de «Nikiferow», pasó por la emocionante actuación de la artista Natalia Moro que creó, aparentemente sin ningún esfuerzo y únicamente con arena y sus manos, unos cuadros que representaban la historia de Klingspor, y finalizó con el ilusionista neerlandés Hans Klok que logró entusiasmar y asombrar al público con sus espectaculares trucos. Posteriormente, los invitados continuaron la celebración hasta altas horas de la noche con la actuación del grupo de brasspop «Querbeat».

125 años Klingspor   Klingspor 125 aniversario

125 años Klingspor   125 años Klingspor

Esta sensacional velada fue el remate perfecto del 125 aniversario de Klingspor AG, que los invitados recordarán durante mucho tiempo. También el director Dr. Ing. Steffen Neu estuvo más que satisfecho de la celebración. Para la velada se había fijado un objetivo ambicioso: estrechar la mano a cada uno de los 800 invitados. El resultado: «¡Lo conseguí realmente con más de 630!»

125 años Klingspor